Compromiso: Bitácora de Edificación 2.0


Salamanca, Gto.- La mañana sigue aún fresca cuando la camioneta gira en dirección al Blvd. Aeropuerto. Los autos alrededor parecen ir a contratiempo por la velocidad que llevan. Los conductores mantienen, concentrados, las manos en el volante y poco a poco van desapareciendo por el horizonte. El café en mis manos sigue caliente y los rayos de sol golpean de frente a nuestro vehículo ¿Dirección? Arboledas de Cd. Bajío en Salamanca.

“Ya hacía falta un artículo de obra de nueva cuenta” comenta el conductor. Sonrío y mi mirada se desvía a contemplar la carretera. “Estoy totalmente de acuerdo contigo” digo finalmente. “Te comenté que lo tenía planeado. Así que deja de reclamarme” lo comento en tono divertido. El guía en está ocasión es el Arq. Francisco Bravo, Coordinador de Edificación de la dirección de Construcción.

Tan pronto como llegamos al desarrollo, nos dirigimos al clúster "La Huasteca" y nos estacionamos frente a una hilera de viviendas que están en proceso de detallado para, en unos días, entregarse a sus nuevos habitantes. Entramos a una de las casas y los ojos del Arq. Francisco empiezan a moverse de un lado a otro mientras habla con un colaborador para después encaminarse a la parte trasera de la residencia.

“Cada semana todos los residentes tienen un objetivo por cumplir” empieza explicando Francisco “Tienen que entregar los Dictámenes Técnicos Únicos (DTU’s). Hay una verificación externa que revisa que las viviendas sean 100% habitables con acceso a agua, luz, etc. para después tramitar el manual y las escrituras” explica Francisco.

Salgo al jardín frontal y contemplo las viviendas que aparecen repentinamente del otro lado de la banqueta. El color del ladrillo contrasta perfectamente con la intensidad del cielo mientras Francisco termina de dar algunas indicaciones a la cuadrilla de trabajadores que aún sigue dentro de la casa.

“Otro de los objetivos que tenemos en edificación” de repente comenta Francisco “…es trabajar en conjunto con el área de Productividad para entregarle a los clientes las casas en condiciones impecables. Ellos se encargan de revisar las viviendas y validar que no haya algún detalle para, después, certificar que las condiciones son las adecuadas”.

Nos quedamos unos momentos más en el clúster. Se aprecia bastante bien la construcción “en escalera” que se aplica en todos los desarrollos Guiar. Subimos de nueva cuenta a la camioneta y nos dirigimos al clúster “La Marquesa” donde se encuentran en proceso de levantamiento algunas torres de departamentos.

La imagen en esta sección es la misma: trabajadores detallando el yeso; otros resanando, algunos más pintando y otros tantos instalando. Aquello parecía un hormiguero sincronizado donde todos conocen qué parte les corresponde. No es necesario el intercambio de tantas palabras, sino que el expertis que tienen les dirige automáticamente a sus responsabilidades.

Parece que el Arq. Francisco notó mi interés en el “cuadro” por lo que comenta: “El trabajo en equipo es sumamente importante en construcción; si sumas las capacidades de todos los que pertenecen al grupo los resultados siempre son excelentes”. No podía estar más de acuerdo con el comentario que acababa de escuchar.

Empezando el recorrido por los departamentos el Arq. Francisco me explica los puntos de validación debido a que, a diferencia de las casas, los edificios requieren otro tipo de revisiones. Mientras señala y comenta, sus ojos demuestran pasión por compartir lo que sabe y hace. “Extrañas estar en obra de planta ¿cierto?” le pregunto. “Mucho. Aunque mis actividades actuales son igual de emocionantes” responde alegremente.

Durante el día y en la visita que abarcó tanto Arboledas como Residencial, aproveché para platicar con los residentes de los desarrollos (Arq. Rafael Mercado, Arq. Juan Meza, Arq. Claudia Belman, Arq. Omar Castro, Arq. Antonio Castellano y Arq. Marcos Hernández) Quienes, cada uno a su manera, coincidieron en que el trabajo en requiere responsabilidad y compromiso bajo un sello de excelencia y calidad.

Después de estar toda la mañana y gran parte de la tarde acompañando al Arq. Francisco en su recorrido por las obras en construcción, me quedo pensando en lo implica estar supervisando la edificación de torres y viviendas. Rápidamente me viene la segunda parte de la reflexión: confianza en el trabajo en equipo. Sin duda la respuesta que, desde mi punto de vista, pude apreciar directamente.

#Construcción #ComunidadGuiar

0 vistas