• BBC NEWS

Cómo enfrentarse a la gente tóxica y abusona de la oficina


Ya saben de quiénes estamos hablando. De ese colega de trabajo que parece tener una nube de negatividad no solo sobre su cabeza, sino alrededor de sí mismo; o aquel otro al que le causa satisfacción causar problemas o enojar a los demás.

Hablamos de gente que añade estrés a cualquier situación: hablamos de la gente tóxica. Y al igual que los abusones de oficina, son difíciles de evitar.

Es por eso que expertos en la red social para profesionales Linkedin han dedicado tantos artículos a la gente tóxica y a cómo negociar con ellos. Aquí tenemos algunos consejos para que puedas lidiar con ellos.

Poner límites (Especialmente a los quejosos)

La gente suele sentirse obligada a prestarle atención a los que vienen con quejas porque no quieren parecer maleducados, pero hay una delgada línea entre acceder a escuchar por una buena causa y dejarse arrastrar por una espiral de emociones negativas.

Esto solo se puede evitar poniendo límites y distanciándose si es necesario. Una buena manera de cortar por lo sano con las quejas es preguntar cuál es el plan para solucionar el problema.

Imponerse

La gente tóxica nos vuelve locos porque su comportamiento es totalmente irracional. No tengan dudas en cuanto a ello: realmente van en contra del sentido común.

Lo que nos lleva a plantearnos la pregunta de por qué les seguimos el juego y nos dejamos arrastrar por sus emociones destructivas. Distánciate emocionalmente de ellos y afronta tus interacciones como si fuesen proyectos científicos.

Ser consciente de tus emociones

Mantener cierta distancia emocional requiere percatarse de ello. No puedes evitar que alguien te vuelva loco si no eres capaz de darte cuenta cuándo está pasando.

No te centres en los problemas, sino en las soluciones. Dónde ponemos nuestra atención determina nuestro estado emocional.

Mantener el control

Cuando uno se fija demasiado en los problemas que afronta, se crean y prolongan emociones negativas y situaciones de estrés.

En vez de eso hay que centrarse en cómo vamos a lidiar con ellos: esto te pone a ti en control de la situación.

Recuerda que la mejor protección contra el abusón de oficina es identificar sus tácticas y resistirse a ellas sin provocar una escalada en el conflicto.

¿Cómo afrontas a la gente tóxica en la oficina?

¡Cuéntanos en los comentarios!

#BienestarEmocional #AdrenalinaGuiar

0 vistas